5 consejos para construir compañías enormemente exitosas

TONYSTARK
Síguenos en Facebook

Los más exitosos emprendedores poseen fuertes habilidades de liderazgo, una increíble capacidad de adaptación a nuevos escenarios y un buen instinto a la hora de sumar gente a su equipo. Son estrategas visionarios que se adelantan a los problemas y esquivan los obstáculos propios de cualquier emprendimiento. Ellos tienen claros dos pilares. Primero, que tu política y actitud hacia el cliente es fundamental, debes poner gran énfasis en todos los aspectos a través de los cuales tu producto o servicio se relaciona con él. Y segundo que, la calidad del trabajo que hagan tus empleados depende totalmente de cómo te comportas con ellos, cómo los incentivas y organizas su labor. Estos 5 consejos te darán ideas innovadoras de generar una empresa estable y exitosa.

1. Sé transparente

Vivimos en la era de la información. No importa qué es lo que quieras saber, simplemente haciendo un click o arrastrando nuestro dedo en la pantalla táctil de un móvil, podrás responder tu pregunta. Es por esto que la transparencia se aprecia y genera gran confianza en los clientes.

Un buen ejemplo de transparencia total es la marca deportiva Everlane que aplicó una política radical respecto a la entrega de información de sus productos. Se inventó el “precio transparente” a través del cual el cliente puede ver toda la información que rodea al producto. Cuánto cuestan los materiales, cuánto el traslado y el costo real. Puede sonar contraproducente pero significa un plus irresistible para cualquier persona.


2. Deshazte de las manzanas podridas

Entre personas las energías se transmiten. Una persona posee liderazgo cuando es capaz de ejercer una influencia sobre otras, transmitir un mensaje que los lleve a actuar de una forma determinada. Las manzanas podridas de tu empresa son aquellos que generan una influencia negativa en el equipo de trabajo. Que con desidia o cizaña contagian al resto dando un ambiente pesado y de desconfianza. Es importante que los detectes y los saques de tu empresa ya que puede dar inicio a un efecto dominó peligroso tanto para tus empleados como para su productividad.


3. Innova y haz de tus reuniones un espacio de movimiento y salud

Para nadie es un misterio que el deporte mejora tu calidad y estilo de vida. Aporta sanidad a tu cuerpo y tu mente y sería ideal poder practicarlo a diario. Trabajando en una oficina, sentado frente al computador por horas al día, es muy difícil hacerse el tiempo, pero existen pequeños detalles que pueden ayudarte. Utiliza las reuniones como una instancia para caminar al aire libre. Rompe esquemas, las reuniones no tienen porqué ser siempre encerradas en torno a una mesa. Salir a caminar sirve para despejarse y desconectarse de los temas que estabas viendo antes de la reunión.


4. Crea pequeños grupos de trabajo

Para que tus empleados puedan desarrollar en detalle una materia y avancen en equipo compartiendo ideas y argumentando respecto de cuál es el rumbo a elegir, es muy beneficioso crear grupos de 3 a 4 personas. Contar con diferentes perspectivas de un mismo tema puede ser un gran aporte ya que estarás acercándote a éste, desde todos los ángulos. Esto promueve el surgimiento de ideas nuevas y frescas.


5. Motiva a tus empleados a expresar su creatividad

Hoy en el siglo XXi, con la cantidad de información que manejamos a diario, las tareas se han hecho cada vez más complejas. Las tareas fáciles, consistentes en simplemente seguir una orden, poco a poco irán siendo puestas en manos de la tecnología. Por esto, habilidades como la creatividad son fundamentales. Impulsa a tus empleados a desarrollarla dándoles pauta para que así sea. Conversa y pídeles su opinión. Muchos de ellos pueden ser tremendos genios creativos pero de no sentir la libertad de serlo jamás dejarán fluir esa capacidad y tu negocio estará perdiendo una enorme retroalimentación.

Si quieres saber más sobre la importancia de capacidades blandas como las creatividad puedes ver este entretenido artículo de Daniel Pink, experto en motivación organizacional e incentivos.

Síguenos en Facebook