7 formas de hacer crecer tu emprendimiento en un mercado saturado

20150117023956-crowd
Síguenos en Facebook

Artículo original escrito por Jamie Hill, co-fundador y actual CEO de adMarketplace.

No es fácil empezar una compañía en un entorno económico hostil, en especial, cuando tu compañía compite en una industria que tradicionalmente está dominado por uno, o dos, empresas gigantes.

Lance adMarketplace en marzo del 2000, en el peak de la burbuja “punto com”. Un par de meses después la burbuja explotó y el mercado se vino abajo, por lo que tuvimos que luchar para mantenernos vivos. Pero, con un poco de suerte, y harto trabajo, logramos construir un negocio sólido en la búsqueda de publicidad.

Estas son algunas lecciones, claves, que he aprendido y que me ha ayudado a hacer crecer mi empresa al nivel que esta hoy:

1. Saber quién eres y que sea bastante sencillo.

istockdigitalfingerprint

No importa si eres el CEO de una empresa establecida o fundador de un emprendimiento, siempre tienes que saber cuál es tu valor. Puede que te lleve tiempo saber cuál es tu posición dentro del ecosistema de la industria, y está bien. Si te mantienes firme en cual es tu valor, todo lo demás caerá en su lugar.

Puedes refinar tu imagen enfocándote en tus fortalezas y hacer una cosa muy bien. En ad Marketplace, nos enfocamos en los datos para impulsar el rendimiento de nuestros anunciantes, y no queremos desviarnos de esa misión. Muchas páginas de publicidad tratan de hacer mucho. Se preocupan de la exhibición, lo social, lo nativo y la búsqueda. Es insostenible.

En teoría, es genial ser una ventana única para todas las cosas digitales, pero el que mucho abarca poco aprieta. Algunas de las compañías más grandes del mundo empiezan a mostrar sus debilidades cuando empiezan a propagarse. Consejo: especialícese en una cosa que marque diferencia.


2. Construyan su propia tecnología.

La tecnología patentada es un ingrediente necesario para el éxito en muchas industrias. Constrúyanlo ustedes mismos internamente y háganse propietario de ello. Siempre es mejor invertir en uno mismo y ser propietario de tus productos que alquilarlo de otra parte.


3. No es necesario matar gigantes para tener éxito.

585acfe7faf0cd843b1c931f54340919

No somos el asesino de Google y no pretendemos hacerlo. En vez, nos posicionamos como una alternativa transparente y confiable a Google. Los monopolios siempre tienen una debilidad, las compañías inteligentes establecen su valor frente a estas necesidades del mercado.


4. Siempre ten más de un cliente.

En la teoría, tener exclusividad suena maravilloso, especialmente cuando es con un gigante de internet. Sin embargo la tecnología y los medios de comunicación, son industrias dinámicas. Los gigantes se caen, los imperios se derrumban. Si eres completamente dependiente de otro, te estas preparando para el fracaso.


5. Contrata inteligentemente.

Hired1

Sin una base sólida de empleados destacados, todo se derrumba. Busca personas que quieran una carrera, no un trabajo. Busca también personas que quieran probarse a si mismos, esos que no vienen como si tuvieran derecho a algo.


6. Trabaja más que todos.

Esto no es negociable y es, quizás, la lección más importante de todas. Incluso si es la mejor idea del mundo, esta no va a ejecutar sola. Siempre tienes que trabajar más que la competencia. Las compañías más pequeñas, aquí, tienen ventaja, porque una ética de trabajo competitivo sano, puede permear más fácilmente la cultura en la oficina. Y tu necesitas seguir trabajando, incluso si ya te hiciste un nombre dentro del mercado y eres considerado como un competidor viable, tienes que estar dispuesto a trabajar más de lo que has trabajado. Con decir que necesitas mejorar cada día ya es perezoso.

Temprano dentro de la historia de nuestra compañía, aprendimos la horrible verdad que todas las compañías deberían aprender: Todos somos malos de alguna manera. Nadie es perfecto todo el tiempo. Todas las organizaciones tienen un problema único. Hasta las mejores ideas tienen un punto débil. Para mejorar, sobrevivir y prosperar, es necesario identificar en que eres pésimo, y trabajar, muy duro, para ser cada día menos pésimo.


7. Pásalo bien y recuerda siempre retribuir.

dsc_0113

Como cualquier cosa en la vida, si no estás pasándolo bien ¿Cuál es el punto? Construir una empresa es siempre desafiante, pero también tiene que ser divertido para todos los que están involucrados. El éxito llega cuando tu equipo cree en lo que están construyendo y creen en la persona con quien lo están construyendo.

Nada de lo que hemos logrado como una empresa tecnológica habría sido posible sin un curioso, inteligente e impulsado equipo. Cómo hemos crecido como organización, hemos hecho una prioridad el apoyo a las iniciativas que ayudarán a construir la próxima generación de innovadores e inteligentes solucionadores de problemas. Resulta que retribuyendo nos ha dado dividendos. Ha sido un ingrediente clave, en fomentar el crecimiento de nuestra cultura.

Visto en Entrepreneur.

Síguenos en Facebook