Cómo escoger el mejor nombre para tu nuevo negocio

20150204225429-name-storm
Síguenos en Facebook

En su libro Start Your Own Business (Comienza Tu Propio Negocio), el personal de Entrepreneur Media Inc. te guía por los pasos cruciales para comenzar tu negocio, y luego te apoya para sobrevivir a los primeros tres años como dueño de un negocio. En este extracto editado, los autores ofrecen consejos inteligentes para ayudarte a elegir un nombre que realmente funcione para tu nuevo negocio.

Al escoger un nombre para tu negocio, comienza por decidir qué es lo que quieres comunicar. Para ser más efectivo, el nombre de tu empresa debería reforzar los elementos claves de tu negocio. Así que el primer paso, y el más importante, al elegir un nombre es decidir qué es tu negocio –el saber qué es lo que hace único a tu negocio te ayudará a elegir un nombre que comunique eso.

3032418-poster-p-1-the-science-of-brainstorming

Recuerda que mientras más comunique el nombre a los consumidores, podrás esforzarte mucho menos para explicarlo. Según expertos en nombrar empresas, deberías darle prioridad a las palabras reales o a combinaciones de palabras por sobre palabras inventadas porque las personas prefieren las palabras que pueden entender y con las cuales se pueden identificar.

Los expertos también advierten sobre elegir un nombre que se defina de forma demasiado estrecha. Errores comunes son usar nombres geográficos o genéricos. Por ejemplo, consideremos el nombre hipotético “Discos Duros San Pablo”. ¿Y si la empresa se expande más allá de los límites de la ciudad de San Pablo? ¿O si se diversifica más allá de los discos duros hacia software o manuales instructivos para computadoras?

Usar un nombre muy específico tiene sentido si planeas estar en un nicho muy estrecho para siempre. Sin embargo, si tienes alguna ambición de crecer o expandirte, deberías encontrar un nombre que sea lo suficientemente amplio para acomodarse a tu crecimiento.

IMG_4339

Antes de comenzar a pensar en nombres para tu nuevo negocio, intenta definir las características con las que quieres que las personas identifiquen a tu negocio. Si estás comenzando una tienda de panes horneados en casa, quizás quieras un nombre que invoque frescor, calidez y una atmósfera hogareña. Inmediatamente podrás darte cuenta que nombres como “Los panes de Kathy” o “Panes Arlington” no transmiten ninguna de esas cualidades. Pero considera el nombre “Panadería Casera.” El pan suena como hecho en casa, caliente, y recién salido del horno. Más aún, si quieres diversificar tu línea de productos podrías cambiar el nombre a “Pastelería Casera.” Este cambio te permitiría quedarte con tu nombre sugestivo sin desconcertar por completo a tu clientela establecida.

Lluvia de ideas de nombres

Comienza tu lluvia de ideas para encontrar el nombre de tu negocio buscando en diccionarios, libros y revistas para así generar ideas. Si quieres, puedes pedirle ayuda a tus amigos y familia; mientras más mentes te ayuden, mucho mejor. Piensa en todos los nombres con los que puedas trabajar durante esta etapa creativa.

Las pruebas a las que sometas los nombres variarán dependiendo de tus preocupaciones. Algunas consideraciones son bastante universales. Por ejemplo, tu nombre debería ser fácil de pronunciar, especialmente si planeas confiar en avisos impresos o señales. Si las personas no pueden pronunciar el nombre de tu empresa, evitarán decirlo. Y nada puede ser más contraproducente para una compañía joven que el destruir su potencial de adquirir publicidad boca a boca.

Brainstorming01_uc_chile

Otras consideraciones dependerán de factores más individuales. Por ejemplo, si estás pensando sobre publicitar tu negocio globalmente o si estás ubicado en un área multilingüe deberías asegurarte que tu nuevo nombre no tenga connotaciones negativas en otros lenguajes. Otro caso en el que el nombre es importante es si tu principal medio de publicidad será el directorio telefónico. Ahí quizás querrás favorecer nombres que estén más cercanos al comienzo del alfabeto. Finalmente, asegúrate de que tu nombre no te avergüence. Piensa con la mentalidad de un niño y juega con las letras un poco. Si nada de lo que se te ocurra te hace reír, probablemente es un buen nombre.

La firma de nombres Interbrand aconseja a quienes buscan nombres el dar una mirada muy de cerca a su competencia. La función principal de un nombre es el distinguir tu negocio de los otros. Tienes que considerar quien ya está en el mercado, que tipo de enfoques han tomado en cuanto a sus marcas, y cómo puedes usar un nombre para distinguirte entre ellos. Si alguno de tus nombres potenciales es demasiado parecido al de tu competencia probablemente deberías eliminarlo.

Después de haber reducido tu lista a, digamos, unos cuatro o cinco nombres que sean memorables, expresivos, y que puedan ser leídos por un niño escolar promedio, estás listo para hacer una búsqueda de marca registrada. ¿Deben ser patentados todos los nombres? No. Muchos negocios pequeños no registran el nombre de sus negocios. Mientras tu gobierno te dé el pase, puedes operar bajo nombre por todo el tiempo que quieras –asumiendo que, por supuesto, no estés pasando a llevar el nombre de otra marca.

group-brainstorming_1_

Pero, ¿y si lo estás haciendo? Imagina cualquiera de estos dos escenarios: eres una marca nueva de fábrica y estás a punto de enviar tus primeras órdenes. Una oscura compañía en Ogunquit, Maine, considera que el nombre de tu negocio vulnera su marca y comienza una batalla legal con tu empresa que te lleva a la bancarrota. O visualiza tu negocio en cinco años más. Es una empresa próspera y creciente y estás contemplando expandirte mucho más. Pero cuando estás a punto de estrenar tus franquicias, descubres que un competidor pequeño en Modesto (California) tiene tu mismo nombre, haciendo que tu nombre sea inutilizable.

Solicitar la ayuda de un abogado de patentes o por lo menos de una firma de patentes antes de decidir el nombre de tu negocio es muy recomendable. Después de todo, el dinero extra que gastes ahora podría ahorrarte innumerables problemas y gastos a lo largo del camino.

Análisis final

Si tienes suerte, terminarás con una lista de tres o cinco nombres que pasarán todas tus pruebas. ¿Cómo tomas la decisión final? Primero, recuerda tus criterios iniciales. ¿Qué nombre es el que mejor calza con tus objetivos? ¿Qué nombre describe con precisión la compañía que tienes en mente? ¿Cuál es el nombre que más te gusta?

Puedes seguir tus instintos. O puedes hacer una investigación de mercado o probar nombres con grupos de discusión para ver cómo es percibido tu nombre. Podrías pedir la opinión de otras personas. O podrías hacer el bosquejo de cada nombre que tengas para imaginar cómo se vería en un logo o en documentos oficiales. Lee cada nombre en voz alta, prestando atención a como suena si es que puedes visualizar publicidad por la radio o televisión en el futuro.

Una vez que has tomado la decisión, comienza a entusiasmarte con el nombre de inmediato. Tu nombre es el primer paso hacia construir una identidad corporativa fuerte, una que debería durar tanto como dures tú en el negocio.

Visto en Entrepreneur.

Síguenos en Facebook