La genial idea de un padre podría terminar con la adicción a Internet de los adolescentes

article-1346308-0BC05DB5000005DC-787_468x286
Síguenos en Facebook

La VexBox no restringirá el acceso a Internet, simplemente reducirá su velocidad a la de las antiguas conexiones telefónicas.

Ya es suficientemente difícil el lograr que los adultos adictos a Internet dejen de lado sus dispositivos, pero combina que un adolescente revise cuántos “Me gusta” su foto con los cambios de ánimo que tienen y tendrás como resultado la peor pesadilla de los padres: discutir con un adolescente malhumorado que insiste en que no puede lavar los platos en ese momento porque se perderá lo que sea que esté sucediendo en línea.

message_first_date4027

El inventor Sean O’Riordan, de Portland, Oregón, puede identificarse con eso. O’Riordan estaba teniendo una de sus muchas discusiones con su hijo sobre la cantidad de tiempo que el adolescente pasaba conectado, cuando decidió encontrar una solución tecnológica para este problema. La simple respuesta de O’Riordan fue un pequeño cubo llamado VexBox, un artefacto que le permite a los padres hacer más lenta la velocidad con que funciona Internet de un teléfono inteligente, tablet, computadora, o consola de juegos que use un niño.

El aparato se conecta fácilmente a un router inalámbrico existente y crea un centro secundario por el cual los niños acceden a Internet. Si comienza una discusión sobre hacer labores de la casa, todo lo que un padre debe hacer es presionar algunos botones en el sitio de VexBox y ¡Bam!, el Internet del adolescente se ha vuelto más lento. Mientras tanto el padre puede tuitear, enviar mensajes y mirar Netflix con la rápida velocidad de siempre.

Low-speed-internet-connection

¿Qué tan lenta es la velocidad de la que estamos hablando? De una velocidad estilo melaza, completamente frustrante de 56kB de conexión. Ese ritmo insoportable es algo desconocido para la mayoría de los adolescentes de Estados Unidos y otros países desarrollados, y O’Riordan descubrió que vuelve loco a su hijo y a los amigos con quienes ha probado su aparto por seis meses. ¡Completamente locos! La VexBox le ha dado tan buenos resultados a la familia de O’Riordan que incluso han comenzado un Kickstarter para juntar 50.000 dólares para cubrir el costo de fabricar más de estos aparatos.

08a546ca2bbd22365f35e09c0a92fee4_large

Claro, los padres podrían simplemente lograr esto económicamente y quitarle todos los aparatos al adolescente después de que se haya acabado su tiempo de jugar Trivia Crack o de usar SnapChat. Pero no todos los padres tienen la energía (y deseo) de vivir ese tipo de drama a diario. “Ha mejorado la relación con nuestro hijo adolescente porque ya no estamos peleando por estos asuntos”, escribió O’Riordan en la página de Kickstarter. Un joven de 18 años llamado Aislin le dijo a O’Riordan que el “cargando” eterno que experimentó fue tan molesto que “sería peor el lidiar con una conexión lenta que el hacer tareas para la escuela”.

Por supuesto, los adultos que estén buscando una forma de desconectarse, también podrían usar este aparato. “Mi esposa lo usa para limitar su tiempo en línea y así ser más productiva trabajando con su computador en nuestra casa”, escribió O’Riordan. Una cosa es segura: Los padres que lo usen nunca estarán en peligro de ser multados por exponer a sus hijos a demasiado tiempo frente la pantalla.

Visto en Take part

Síguenos en Facebook